Carillas de Zirconio

Existen diversos métodos de odontología restauradora que buscan devolverle a su sonrisa el aspecto que tenía o corregir algunos defectos comunes que aparecen con el paso del tiempo, como pueden ser la tinción de los dientes por el tabaco.

Las carillas posibilitan modificar la fisonomía, tamaño y color de los dientes sin tener que hacer ninguna intervención agresiva, ya que en algunos tipos de fundas dentales es necesario limar la superficie o rebajar el tamaño de diente para colocar la funda.

Dependiendo del tipo de material de que están fabricadas las carillas dentales poseen unas propiedades u otras, adaptándose a las necesidades de cada paciente. En los últimos años se han popularizado las carillas de zirconio, ya que gracias a las características de este material se consigue proporcionar a los usuarios una sonrisa perfecta y muy natural.

El aspecto del zirconio se asemeja al color del esmalte y deja pasar a través de él algo de luz, al igual que los dientes naturales.

Las carillas de zirconio tienen un grosor aproximado de medio milímetro, siendo muy finas. Se colocan sobre el esmalte mediante cemento de resina, sin tener que realizar ninguna acción sobre el diente.

Dado que no requiere ningún tipo de intervención el proceso de colocación de las carillas de zirconio es totalmente indoloro, por lo que no es necesario anestesiar al paciente.

¿Qué ventajas tiene el zirconio respecto al resto de fundas?

Las carillas de zirconio son mucho más ligeras que las de porcelana y más resistentes, y gracias a sus propiedades es hipoalergénico, evitando problemas de alergias.

Las carillas de zirconio se colocan de forma individual en cada diente, por lo que permiten el uso de hilo dental, siendo a su vez posible el reemplazo de una carilla deteriorada sin afectar al resto.

A diferencia de las carillas de otros materiales, las carillas de zirconio son resistentes a la tinción, por lo que no se tiene que preocupar por alimentos como el café que podrían volver amarillas cualquier funda de otro material.

Este tipo de carillas con la mejor opción en la mayoría de los casos, ya que no presentan desventajas respecto al resto de fundas, sin embargo, su coste es superior debido a estar hechas de un material caro, tener una producción compleja y necesitar de un profesional especializado para su colocación.

En clínica Beltrami somos especialistas en el uso de este tipo de carillas, por lo que si está pensando en mejorar su sonrisa contacte con nosotros.